Gador Joya en Telemadrid: "Dado que todos estamos de acuerdo en que el aborto es un drama, que no exista"

Gador Joya en Telemadrid: "Dado que todos estamos de acuerdo en que el aborto es un drama, que no exista"

La Dra. Gádor Joya, portavoz de DAV, traslada el clamor cívico por Aborto Cero en el debate en Telemadrid sobre la reforma legal
"Siempre que se den pasos a favor de proteger la vida humana lo estaremos apoyando"
Pero el 'muy pronto' para el señor Gallardón está siendo un 'muy tarde' para esas 300 vidas humanas que se pierden en España por el aborto
Aborto eugenésico: "¿Va a haber 'enfermos de primera' que van a ser protegidos y 'enfermos de segunda' que puedan ser abortados"?
Mantener el supuesto de riesgo para la salud piscológica es un coladero para el aborto libre

La doctora y portavoz de Derecho a Vivir participó este martes en el programa de debate Kilómetro Cero, que modera Ana Samboal. Si no pudiste ver su magnífica intervención, puedes hacerlo aquí.

REDACCIÓN HO.- Gádor Joya participó ayer martes, 16 de abril, en KM0, el programa de debates presentado por Ana Samboal en Telemadrid, para expresar la opinión de millones de españoles que, como Derecho a Vivir, piden el máximo respeto a la vida y apoyo a la maternidad ante una comprometida reforma de la Ley del Aborto que se anuncia como inminente pero que, pese a su urgencia, no acaba de llegar.

"Cualquier paso que se dé a favor de proteger la vida humana, y en este caso en gestación, ha de ser bienvenido, pero este gobierno esta tardando en exceso, no comprendemos como un gobierno con mayoría absoluta que se ha comprometido a derogar una ley que convierte el aborto en un derecho está tardando tantísimo en hacerlo", comenzaba advirtiendo Gádor Joya. "El 'muy pronto' para el señor Gallardón está siendo un 'muy tarde' para esas 300 vidas humanas que se pierden en España cada día por el aborto y que ya son irrecuperables", lamentaba la doctora.

No a una reforma de maquillaje

Insistía en ello la portavoz de DAV al señalar que "los españoles no nos merecemos estar todavía hablando sobre pistas, aunque las ha dado: una de ellas es derogar el sistema de plazos, lo que apoyamos: existe una vida humana desde la concepción, eso es incontestable, y por lo tanto poder acabar con esa vida humana a discreción, libremente, no  debería ser un derecho; el tema de la discapacidad también está por ver, no podemos opinar sobre un texto que aún no tenemos encima de la mesa; queremos saber si va a eliminar totalmente el aborto eugenésico o si dentro de ese supuesto va a haber 'enfermos de primera' que van a ser protegidos y 'enfermos de segunda' que puedan ser abortados".

"Luego-añadía la Doctora-, el tema del riesgo para la salud psicológica, decir que el embarazo per se no supone un riesgo para la mujer, lo que supone un riesgo para su salud mental son aquellas circunstancias adversas que quizá la rodeen en el momento de quedarse embarazada. El riesgo no es un diagnóstico médico: toda mujer está en riesgo de padecer una alteración mental cuando queda embarazada, que puede ser mayor o menor según sus circunstancias, pero dado que no existen métodos diagnósticos específicos y concretos siempre será una valoración subjetiva que quedará a merced de un tercero, desprotegerá nuevamente la vida humana, y convertiremos desgraciadamente este supuesto en un nuevo coladero".

Masiva demanda social exigiendo la derogación

La portavoz de Derecho a Vivir subrayaba asimismo el masivo apoyo español a la derogación de la ley del aborto, recordando como "ya durante la tramitación de la ley Aído en ningún momento vi una demanda social en la calle pidiendo una ley de plazos; sin embargo, sí vimos una demanda masiva en las calles pidiendo que no se aprobara. Si hubo movilizaciones masivas de la sociedad española en la calle, en la entrega de firmas -nosotros entregamos un millón en el Congreso- fue en contra de esta ley", recordaba.

En cuanto a la doctrina del Tribunal Constitucional, recordaba la doctora Joya que "la sentencia dice que la vida del ser humano es un continuo desde el momento de la concepción -además esto está avalado por la Justicia Europea, que también recientemente ha dictado una sentencia así- y señala que el nasciturus es un bien jurídico que el Estado debe proteger". Por ello, continuaba, "convertir el  aborto en una prestación sanitaria más, en la cual la mujer si tiene la 'suerte' entre comillas de enterarse de que espera un hijo antes de la semana 14 y que puede ir a pedir cita y abortar sin que nadie tenga que pedirle explicaciones, cuando de lo que estamos hablando es de una vida humana biológica, que eso, insisto, en incontestable, me parece vivir en una sociedad que, lejos de ser progresista, está dando pasos atrás en la defensa del ser humano más débil".

La mujer queda sola. Las mentiras del aborto

En este sentido, denunciaba la doctora Joya que "desde luego que hay muchas mujeres que van a abortar a las que voluntariamente, y por parte de los centros que se lucran practicando abortos, se les esconde la información, se les esconde las alternativas, es más: la actual ley lo único que contempla es que a la mujer se le entregue un sobre cerrado, no consideran ni siquiera la posibilidad de que esa mujer pueda entrevistarse con un médico que le explique cara a cara cuáles son sus alternativas y cuáles las consecuencias de abortar, y que a los tres días, sin nadie pueda certificar siquiera que esa mujer llegó a abrir ese sobre, pueda abortar".

"El tema del aborto clandestino ya está más que comprobado en países de Iberoamérica: estudios como el último epidemiológico de Chile, observando los últimos 60 años, demuestran que aunque se lleven a cabo restricciones en las leyes abortistas las tasas de mortalidad materna no aumentan, sino que siguen disminuyendo año a año, dado que estamos en una sociedad avanzada y moderna, por lo tanto esa es una relación que no existe".

"Yo no quiero vivir en una sociedad en la que a la mujer se la deja sola y abandonada a su suerte en muchas ocasiones, ante circunstancias penosas que son las que realmente ponen en riesgo su salud. A día de hoy en España, en el siglo XXI, en una sociedad moderna, tenemos todos los medios para sacar adelante esas dos vidas: la de su hijo y la suya", enfatizaba la dra. Joya.

"Las últimas encuestas han mostrado un rechazo masivo a la Ley Aído", recordaba también la portavoz DAV, que concluía señalando que "hoy en España, cuando se está invirtiendo en enormes medios técnicos y humanos para salvar vidas, para operar intraútero a un bebé de 20 semanas de gestación y todos lo presentamos como un éxito, centrarnos en que esa vida humana jurídicamente no tiene valor y podamos disponer de ella a nuestra merced, en una sociedad que se dice progresista no lo contemplo. Nosotros insistimos: siempre que se den pasos a favor de proteger esta vida humana lo estaremos apoyando,  y dado que todos estamos de acuerdo en que el aborto es un drama, que no exista ese drama, al menos en nuestra sociedad".