25 años de fecundación in vitro en España

25 años de fecundación in vitro en España

Desde su primera aplicación, esta técnica ha destruido varios millones de embriones en España.

REDACCION HO.- El 12 de julio de 1984, hace hoy 25 años, nació el primer bebé español fruto de la fertilización in vitro. Anna Victoria Sánchez es la protagonista de este aniversario, pero es también el paradigma de la información políticamente correcta en este asunto, es decir, de la desinformación:

"Yo desde pequeña sé lo que es y lo que significa la fecundación in vitro. Mi madre me lo contó de forma esquemática pero sin cigüeña de por medio. Desde que yo pueda recordar, siempre he tenido clara una idea: que unían en el laboratorio lo de papá con lo de mamá, que luego todo volvía a la barriga de mamá y que al cabo de 9 meses nacía un bebé como cualquier otro.

Creo que toda investigación es lícita si tiene un objetivo concreto y beneficioso para la sociedad empezando por tener en primer lugar, unos límites marcados por quienes trabajan en ello: los médicos, biólogos y científicos, sobretodo, serios." (Más en "Mi madre me lo contó sin cigüeña")

Siguiendo el guión establecido por el pensamiento dominante, Anna Victoria alude a la Iglesia, ciertamente con mucho respeto, al habitual "si es bueno para mi, es bueno", y se congratula de que la ciudadanía tenga acceso a la información. Sin embargo hay informaciones que tal vez desconoce.

Desde 1984, año de nacimiento de Anna Victoria, han nacido más de 10 mil  bebés cada año en España por medio de esta técnica basada en la destrucción de embriones humanos. En todo el mundo, la cifra se dispara a los 5 millones desde que en 1978 naciera Louise Brown.

Para quien nació hace 25 años, Anna Victoria Sánchez, hoy es un día de celebración. Pero es una efeméride negra en la historia de la ciencia, que recuerda el ingente número de seres humanos que han sido destruidos desde que se empezó a aplicar está técnica:

"La eficacia del proceso de fecundación in vitro está en torno al 25-30 por ciento de nacimientos. Si tenemos en cuenta que la media de embriones que se implantan es de 3 nos encontramos con una supervivencia de 8-10 embriones por cada 100 que se implantan. Los que se fecundan son más, porque algunos son desechados o congelados. No es exagerado decir que quizás 2-5 de cada 100 embriones fecundados llegan a nacer." (Más en bioeticaweb)

La fecundación in vitro abrió en nuestro país la puerta a la utilización de manera sistemática y en forma de formidable negocio de las prácticas eugenésicas. Unas prácticas de las que hablan en este 25 aniversario el ginecólogo Pere Barri y a la bióloga Anna Veiga, del Institut Dexeus, "padres" de laboratorio de Anna Victoria:

"El diagnóstico preimplantatorio permite seleccionar embriones. La selección de sexo es ‘otro debate que llegará', según Veiga. Ya es técnicamente posible y en algunos países como Bélgica es legal. En España está prohibida, aunque Veiga defiende el concepto de equilibrio familiar, que propugna que una pareja con varios hijos de un mismo sexo pueda seleccionar un embrión del otro sexo." (Más en La fecundación in vitro cumple 25 años con el reto de reducir los embarazos múltiples)

Recursos informativos

"Hemos logrado crear algo fruto de nuestro propios cuerpos"

Sanidad quiere ampliar la ley que permite seleccionar embriones

ENTREVISTA La segunda manzana del Paraíso