'Valencia Educa en Libertad' entrega más de 400 objeciones a EpC

'Valencia Educa en Libertad' entrega más de 400 objeciones a EpC

VAEL ha tramitado ante la Administración Educativa valenciana 405 declaraciones de objeción firmadas por padres de alumnos de centros públicos, concertados y privados de la provincia.

REDACCIÓN HO.- A las 13:00 horas de este martes, varios miembros de la asociación Valencia Educa en Libertad (VAEL) han formalizado la entrega de 405 objeciones de conciencia a la asignatura Educación para la ciudadanía (EpC) en el registro general de la Conselleria de Educación de la Generalitat Valenciana.

Ente los asistentes se encontraba Rosa Ortuño, en representación del AMPA del Colegio Diocesano de Benaguasil, que se adhirió a VAEL hace escasas fechas. Esta madre objetora ha manifestado que "las declaraciones recién tramitadas corresponden a familias cuyos hijos estudian tanto en centros de titularidad pública, como en colegios concertados y privados". Ha precisado así mismo que los objetores residen en la ciudad de Valencia y en otros municipios de la provincia, como La Pobla de Farnals, Gandía, Real de Gandía, Alfafar, Sedaví, Xeresa, Benirredrà, Benaguasil, Quart de Poblet o Rocafort, e incluso alguna familia objetora es vecina de la localidad alicantina de Dènia.

"Estas son las primeras de las muchas objeciones que esperamos tramitar desde VAEL y se suman a las que numerosas familias valencianas han venido presentando desde hace casi un año, sobre todo ante las direcciones de los centros docentes", ha añadido Ortuño, quien ha destacado que "entre las declaraciones presentadas están las de las familias de la mayor parte de los alumnos del Colegio Las Colinas, de Real de Gandía".

La vicepresidenta de VAEL, M.ª Luisa Temporal, ha dicho que desde que constituyeron la asociación, hace aproximadamente un mes, han promovido varias charlas informativas y han asesorado a numerosas familias sobre el procedimiento para objetar. "Algunas de ellas nos han confiado sus declaraciones de objeción para que se las tramitemos ante la Administración Educativa y eso es lo que acabamos de hacer", ha manifestado. La portavoz ha añadido: "No podemos precisar cuántas objeciones han presentado hasta ahora los padres valencianos, porque nos consta que muchos de los colegios en que las han formalizado aún no les han dado trámite ante la Conselleria".

Reclaman al gobierno valenciano el reconocimiento expreso del derecho a objetar.

El 16 de abril, seis días después de su presentación pública en rueda de prensa, VAEL emitió un comunicado en el que criticaba el contenido del borrador de la orden con la que el gobierno valenciano ha anunciado que regulará las enseñanzas de EpC en 2.º de la ESO. José M.ª Llanos, asesor jurídico de la organización, ha recordado que los reproches que VAEL hace a los planes del departamento que dirige Alejandro Font de Mora se refieren sobre todo a tres cuestiones.

Una de ellas es que la Conselleria de Educación tan solo ha avanzado sus intenciones en relación con la EpC en 2.º de la ESO, curso en el que se estudiará, bajo la denominación de "Educación para la ciudadanía y los derechos humanos", a partir del próximo mes de septiembre. Sin embargo, nada se conoce sobre cómo piensa regular las actividades de esa materia en 4.º de la ESO (también desde septiembre, se estudiará como "Educación ético-cívica") ni en 1.º de Bachillerato (a partir del curso 2008-2009 se cursará con el nombre de "Filosofía y ciudadanía"). Tampoco se sabe nada sobre cómo se impartirá, a partir de septiembre de 2009, la "Educación para la ciudadanía y los derechos humanos" en 5.º de Primaria.

Otra de las críticas, según Llanos, se centra en la llamada "opción B", que Font de Mora anunció como una alternativa a EpC y que "en realidad es una variante de la misma asignatura". "Ya decimos en el texto de nuestras objeciones que aceptamos que nuestros hijos realicen alguna actividad sustitutoria, siempre que sea compatible con nuestras convicciones; pero ni una variante de la propia EpC se nos puede hacer pasar por alternativa, ni nos parece de recibo que se oferte a quienes no hayan objetado previamente", ha explicado M.ª Luisa Temporal.

Por último, "VAEL rechaza que en la norma que pretende aprobar la Generalitat Valenciana no se reconozca expresamente la objeción y que se refiera de forma vaga e imprecisa a ella, como una 'circunstancia' que, 'si la hubiere', se reflejará en el expediente académico de los alumnos", ha manifestado el abogado. A continuación ha precisado que "es inaceptable que no se indique en qué términos se hará constar la objeción -que no es una simple 'circunstancia', sino el ejercicio de un derecho- en los expedientes de los hijos de los objetores y, por supuesto, solo estamos dispuestos a admitir que se haga constar la exención de cursar EpC y la de ser evaluados en ella".

¡Ni un paso atrás!

El jueves 8 de mayo VAEL será recibida por la Secretaria Autonómica de Educación, Concepción Gómez Ocaña. "Le reiteraremos y argumentaremos nuestro criterio y le anunciaremos que, en caso de que las objeciones no sean admitidas formalmente en los términos y con las consecuencias académicas que hemos explicado, llevaremos la cuestión a los más altos tribunales de Justicia nacionales y, si ello fuera necesario, al Tribunal Europeo de Derechos Humanos", ha dicho el asesor jurídico.

Por último, Llanos ha pedido "a los padres que rechacen el adoctrinamiento estatal obligatorio que se esconde tras el biensonante nombre de Educación para la ciudadanía, que no tengan miedo" y que "si en conciencia consideran que la respuesta adecuada es objetar, lo hagan sin temor". "Pueden contar, a través de VAEL y de las plataformas hermanas constituidas en Alicante y en Castellón, con la ayuda y el asesoramiento de 78 organizaciones distribuidas por toda España, incluso con la asistencia jurídica de un amplio equipo de abogados cuya eficiencia ha quedado demostrada", ha añadido.

"Ahora, a seguir trabajando. Nos gustaría no tener que volver por aquí porque el Gobierno de España se aviniese a razones y retirase la asignatura, la transformara en optativa o, al menos, modificase su currículo, eliminando de él todas las cuestiones de carácter ideológico o moral", ha reflexionado M.ª Luisa Temporal. "Por desgracia, me temo que tendremos que volver... Y más de una vez", ha terminado diciendo.