Los madrileños pagan el doble de abortos con la nueva ley

Los madrileños pagan el doble de abortos con la nueva ley

Aguirre, quien dice "estar radicalmente en contra del aborto", responde a la objeción sanitaria en la red pública -2 abortos notificados en 2009-  concertando con 6 abortorios, cuando ninguna ley obliga a ello.

REDACCIÓN HO.- Con la entrada en vigor de la nueva Ley del Aborto, en julio pasado, el número de abortos financiados por la Comunidad de Madrid se ha duplicado, según publica hoy El País, citando "estimaciones" de la patronal abortista, la Asociación de Clínicas Acreditadas para la Interrupción del Embarazo (ACAI), datos que la Consejería de Sanidad madrileña "ni confirma, ni desmiente", según el diario.

Así, según el rotativo de PRISA, si en 2009 solo el 28,9% de las intervenciones las pagaba la sanidad pública -según los últimos datos oficiales-, ahora ya son el 60%, según la citada asociación, que cuenta con una treintena de negocios en España y a la que pertenecen cinco de los siete abortorios autorizados en Madrid. El País juega con los conceptos, y los datos que ofrecen no nos pueden disfrazar el abrumador ejercicio al derecho a la objeción sanitaria ante el aborto por parte de los profesionales de la red sanitaria pública: el diario El País apunta simplemente a que más mujeres estarían solicitando que les salga gratis. En la red pública los  sanitarios se niegan a realizar abortos,  y si crece la financiación pública madrileña es por los conciertos con negocios privados del aborto.

En este sentido, resulta muy clarificadora la llamada de atención que realiza Rodrigo Martín en Hispanidad.com. Mientras la mandataria del PP Esperanza Aguirre, que dice estar “radicalmente en contra del aborto” -así lo expresó por ejemplo en su encuentro virtual con los lectores de ABC, consciente de lo que les gusta escuchar a sus electores, especialmente si leen este diario-.,  lo financia. Ninguna ley le obliga a financiar abortos en centros privados, pero la CAM estableció un concierto con seis abortorios.

Mientras, según los datos que ofrece El País recabados del Informe sobre las interrupciones voluntarias del embarazo notificadas en la Comunidad de Madrid 2009, esta comunidad se estaría convirtiendo foco muy atractivo para el negocio abortista, al asumir la demanda de otras comunidades autónomas en las que no se perpetran abortos, destacando Castilla-La Mancha (el 51,5%). Incluso podríamos hablar de un "turismo del aborto", ante las derivaciones que llegan de otros países, el 5,1%, fundamentalmente de Portugal (4,3%), Francia e Italia.

Favoreciendo el aborto: conciertos ante la objeción en la red sanitaria pública

Como señala Martín en Hispanidad.com, no es ningún movimiento provida, sino el Boletín Epidemiológico de la Comunidad de Madrid (se adjunta) el que ofrece algunas estadísticas interesantes sobre el aborto en 2009 (páginas 30 a 42). Por ejemplo que, aunque sólo se notificaron 2 abortos en hospitales públicos, “las clínicas privadas realizan algunas IVE concertadas con la Administración Sanitaria, en 2009, se financiaron públicamente el 28,7%”.

La Comunidad de Madrid está obligada por ley a que se realicen abortos en clínicas públicas, pero muchos médicos objetan. La solución ha sido derivar los abortos a la privada a través de un concierto, es decir, voluntariamente: concretamente, 6 abortorios (página 35 del boletín) privados se benefician de este concierto.

En su certero análisis el el referido digital, Martín concluye: "Aguirre ha intentado conservar el voto católico con declaraciones y con algunas subvenciones a iniciativas provida, mientras Gallardón se ha destapado sin ninguna voluntad de ocultar que financia abortos químicos repartiendo píldoras del día después. La presidenta ha obtenido así una mejor imagen entre sus electores y, en el seno del partido, frente al alcalde. Pero la realidad se muestra bien distinta, puesto que ambos dirigentes se reparten el trono del aborto: químico uno, quirúrgico otra".