La triple votación del martes sobre el aborto en el Congreso evidencia que el Gobierno miente

La triple votación del martes sobre el aborto en el Congreso evidencia que el Gobierno miente

Tras aludir siempre al "consenso" para tratar de justificar la retirada de la 'reforma Gallardón', ahora presenta a votación una microrreforma sin importarle la fractura
Ni la externa, pues el mismo martes se votan dos mociones en contra de la izquierda.
Ni interna, con la coherencia de sus diputados provida anunciando que no votarán la insuficiente reforma

Tras aludir siempre al "consenso" para tratar de justificar su traición al derecho a la vida, presenta a votación una microrreforma sin importarle la fractura: ni externa, pues el mismo martes se votan dos mociones en contra, ni interna, con la coherencia de sus diputados provida.

REDACCIÓN HO.-  El Gobierno vuelve a ofrecernos una evidencia de que nos mienteeste martes, 14 de abril, se votará en el Congreso la proposición de ley del  Grupo Popular para una reforma de mínimos de la ley del aborto, y que sea obligatorio el consentimiento paterno en el caso de menores que aborten, en una sesión en la que se someterá también a votación dos mociones, una de PSOE y otra de la Izquierda Plural, que reivindican el mantenimiento de la actual ley frente al "grave retroceso" que supondría a su juicio la medida 'popular'.

Ni importa en "consenso" externo...

Es decir: el consenso le importa un bledo al Gobierno. Y eso que desde el minuto cero de la traición de Mariano Rajoy al compromiso electoral, acorde con el ideario de su partido, de legislar en  favor de la vida y de modificar "sustancialmente" -según el propio programa electoral votado por 11 millones de ciudadanos que le otorgó la mayoría absoluta- la Ley Aído, el propio presidente del Gobierno y desde entonces la dirección del PP ha tratado de justificar esta decisión aludiendo precisamente a la "búsqueda de consenso". Pues bien: ahora presenta para su votación esta insuficiente mini reforma, sin importarle la división que relejan las mociones de la izquierda.

...Ni el interno, pese a la preocupante fuga de votos por su traición a los valores

Lo llamativo es además que si a la dirección del PP no le importa la falta de consenso externo -teniendo mayoría absoluta, y con ello el respaldo ciudadano para legislar por la vida, el rechazo de la izquierda no le debería preocupar tanto-, igual indiferencia parece provocarle la falta de consenso en sus propias filas -más preocupante incluso, en medio de los últimos derrumbes electorales del PP y los preocupantes sondeos sobre intención de voto en las próximos comicios-. Pese a las presiones y amenazas de la cúpula del partido, sus diputados provida se mantienen firmes en  su decisión de no votar el próximo martes la reforma, que sigue manteniendo la ley de plazos aprobada por el Gobierno socialista de Zapatero y, por tanto, con  ello el aborto contemplado como un "derecho" y  con ello libre en las 14 primeras semanas de gestación. Y si inexplicablemente no se les permitiera finalmente, como se les amenaza, el voto en conciencia, y se les castiga con una sanción, señalan estos parlamentarios que la pagarán «con honor y gustosamente, porque será «en defensa de la vida y de los más débiles».

Ahí queda: en algunos prima su convicción por los valores, por mucho que en su partido quieran imponer la traición a ella. Este martes 14, Derecho a Vivir entregará  en la Cámara 20.000 firmas, recogidas a través de una alerta en HO, para pedir a los diputados que voten "NO" al aborto de Rajoy.