Nuevo descubrimiento: los fetos diferencian fonemas y voces a las 29 semanas de gestación

Nuevo descubrimiento: los fetos diferencian fonemas y voces a las 29 semanas de gestación

A las 29 semanas, el procesamiento verbal está muy avanzado
Para diferenciar entre fonemas y entre las voces masculinas y femeninas

Una fascinante y nueva investigación muestra que los bebés no nacidos pueden reconocer y procesar formas del discurso verbal a las 29 semanas de gestación, incluso antes de que aparezcan los centros del habla.

REDACCIÓN HO.- A esta edad gestacional, el procesamiento neuronal del discurso verbal en los fetos ha avanzado lo suficiente, por ejemplo, como para permitirles diferenciar entre las voces masculinas y femeninas.

Distinguen entre diferentes voces y entre diferentes fonemas

Keith Barrington, un neonatólogo, investigador y jefe de servicio en Centro de Salud de la Universidad de Sainte Justine de Montreal, escribe sobre el nuevo estudio:

“Incluso a las 29 semanas de gestación, el cerebro prematuro reacciona de manera diferente a los diferentes fonemas (ba frente ga) y diferentes voces (masculinas y femeninas). Eso está bien”.

El experto detalla que a las 29 semanas de gestación, "las neuronas que eventualmente formarán los centros implicados en el habla todavía no están en su posición final. El cerebro es todavía muy inmaduro en ese momento, y las partes del cerebro que normalmente se espera que respondan al habla todavía no están debidamente constituidas". Aún así, el "idioma realmente está cableado en nuestro cerebro".

Otro estudio en el mismo sentido

Esta nueva investigación ha sido recogida por LifeNews en el mismo artículo que también hace referencia a un estudio de un grupo de investigadores de la discriminación silábica en niños prematuros antes de completar la formación de las capas corticales, publicado en la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos. En estos casos, la plasticidad del cerebro es tan asombrosa que el cerebelo entra en acción para procesar el lenguaje.

Este estudio sobre adultos que nacieron prematuros, con una gestación media de 28 semanas, concluye que esta falta de madurez en el proceso del habla, al nacer prematuros, hizo que el cerebelo supliese esa función y ya de adultos siguen utilizando esa vías en su cerebelo para procesar el lenguaje. Esto no ocurre en los adultos que nacieron a término.