El Congreso de EEUU visualiza fotos de bebés nacidos vivos que fueron asesinados por el abortista

El Congreso de EEUU visualiza fotos de bebés nacidos vivos que fueron asesinados por el abortista

Los fetos responden al dolor desde la octava semana de gestación

Ocurrió durante una audiencia del Comité de Justicia que discutía la Ley de Protección a los No Nacidos Capaces de Sufrir Dolor (HR 1797), celebrada el 23 de mayo de 2013.

REDACCIÓN HO.- Durante la audiencia se mostraron algunas de las fotografías publicadas por Operación Rescate que enseñaban a uno de los bebés que al parecer fue asesinado tras sobrevivir al aborto de Douglas Karpen, en Houston (Texas). Un abortista que al parecer tenía por costumbre hacer infanticidios a los niños que sobrevivían a sus abortos. A diferencia del condenado abortista e infanticida Gosnell que los mataba clavándoles unas tijeras en sus cuellos, Karpen lo hacía estrangulándolos con sus propias manos.

En la audiencia, el  ex abortista Anthony Levantino fue consultado al respecto de las imágenes y señaló que las fotos correspondían a un bebé de entre 24 y 28 semanas de gestación, esto supone que se superó el límite del aborto de las 24 semanas de gestación que es legal en Texas.

Por su parte, la doctora Maureen, profesora de Neurobiología y Pediatría en la Facultad de Medicina de la Universidad de Utah, declaró que el feto es capaz de reaccionar al dolor desde la octava semana de gestación. "Los circuitos neuronales que subyacen a la respuesta más básica para el dolor están en su lugar a las ocho semanas", testificó. "Esto señala que un feto puede sentir dolor en cualquier capacidad."

(ADVERTENCIA: el vídeo de la Comisión de Justicia del Congreso de los Estados Unidos de América contiene imágenes gráficas del infanticidio.)