Beatriz Escudero, diputada del PP, recibe insultos en Twitter por hablar del derecho a vivir del no nacido

Beatriz Escudero, diputada del PP, recibe insultos en Twitter por hablar del derecho a vivir del no nacido

300 niños son abortados al día en España
El Gobierno del PP sigue sin derogar la actual ley del aborto
El panorama antivida del Congreso es desolador
Defender el derecho a la vida de los embriones humanos acarrea insultos
El resto de embriones no humanos son defendidos sin problema en el Congreso

El panorama general de los diputados españoles es desolador: la mayor parte de las intervenciones de este martes en el Congreso justificaban la violencia y crueldad contra los niños en el seno materno como un 'derecho', tal y como lo recoge la actual ley Aído.

REDACCIÓN HO.- Lo paradójico es que en la misma sesión plenaria, poco antes de debatir sobre el blindaje o no de la actual ley del aborto -que ya aniquila casi 120.000 vidas humanas al año, 300 al día-, todos los diputados hablaban maravillas de lo que hacen y proponen para evitar el maltrato infantil, la mayoría de ellos cayendo en la gran incoherencia de defender pocos minutos después, el maltrato inhumano y la muerte violenta de los más pequeños, aún no nacidos.

El desolador panorama abortista del Congreso español

La diputada del PP, Beatriz Escudero, lamentó las intervenciones que la habían precedido, y defendió que el concebido y no nacido tiene el mismo derecho a la vida que cualquier otra persona. Así lo recoge la Constitución y lo expresan las sentencias del Tribunal Constitucional que incumple la actual ley del aborto del 2010, pero que sigue vigente pese a los numerosos anuncios del ministro Ruiz Gallardón.

La posición del PP

Según justificó Escudero, los derechos sólo pueden defenderse desde la verdad, que ha dado el Tribunal Constitucional en 1985, y "que dice que el concebido y no nacido tiene el mismo derecho que el que se le concede a todas las personas", y que puntualiza que, desde el momento de la concepción se es un ser humano. "Ninguno de ellos tiene prevalencia y habrá que decidir atendiendo a cada supuesto", apuntó.

Insultos por recordar que el embrión y el feto son humanos y tienen derecho a vivir

La diputada 'popular' se ha quejado esta misma mañana de la 'lluvia' de comentarios ofensivos que ha recibido en Twitter tras su intervención de este martes en el Congreso: "Como persona puede no gustar mi intervención pero respétala. Di que no estás de acuerdo, pero quien no respeta lo más mínimo unas ideas y mi trabajo, ¿Cómo va a respetar la vida de un ser humano?".

La muerte cruel y violenta del no nacido y la segunda víctima, la madre

Escudero expuso que "las estadísticas demuestran que un 31 por ciento de mujeres sin estudios abortan, frente a un 5 por ciento de universitarias" y "las mujeres asalariadas deciden interrumpir de forma voluntaria su embarazo más que las paradas". Y esta mañana Escudero indicó que recibió un comentario por Twitter de una diputada del PSOE llegó a escribirle que ella había abortado y preguntándole por ello si tenía menos formación que otra persona.

El desplante de la diputada abortista del PP

En declaraciones a Europa Press, Escudero ha lamentado también la marcha de Celia Villalobos, vicepresidenta de la Cámara Baja y compañera en las filas 'populares', porque, según ha señalado, ésta ya conocía cuál iba a ser el discurso del PP en la iniciativa planteada por los socialistas sobre la interrupción voluntaria del embarazo y podía haberse marchado antes si no la compartía. "Me dolió que se marchara Celia Villalobos por mi intervención. A mi que se vaya me da igual, lo puede hacer cualquier diputado, pero lo que me ha dolido es que se marchara por mi intervención, cuando todos sabemos cuál va a ser la postura del PP en este tema. Sólo me limité a hacer mi trabajo, defender la postura del PP en la moción contra la reforma del aborto", ha explicado.

Los votos del Congreso

El Pleno del Congreso de los Diputados rechazó ayer martes, con el voto del PP, UPN y Foro de Asturias, una moción presentada por el PSOE que pedía al Gobierno que esperase al pronunciamiento del Tribunal Constitucional (TC) sobre los recursos presentados por el PP y el Gobierno de Navarra a la Ley del Aborto de 2010 para emprender una nueva reforma sobre la ley del aborto. Aunque la iniciativa no salió adelante, sí ha contado con el apoyo de los diputados de Convergencia, la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA), PNV, ERC, BNG, Compromís y Amaiur y la abstención de los diputados de UPyD, de los de Uniò y de Ana Oramas, de Coalición Canaria. Los votos emitidos fueron 319. 135, a favor de blindar la actual ley del aborto y 172, en contra. Hubo 12 abstenciones.