La defensa de la familia se alza con fuerza en EEUU: "La Corte Suprema no tiene derecho a redefinir el matrimonio"

La defensa de la familia se alza con fuerza en EEUU: "La Corte Suprema no tiene derecho a redefinir el matrimonio"

Diez mil personas en Washington exigen a la Corte Suprema respeto
"El matrimonio no es un derecho civil, es una institución"
"Todo niño merece un papá y una mamá"

10.000 personas se manifestaron en Washington este martes, 26 de marzo, para exigir a la Corte Suprema que respete a una mayoría de estadounidenses que han votado a favor del matrimonio en sus constituciones estatales.

REDACCIÓN HO.- La Organización Nacional para el Matrimonio (NOM, por sus siglas en inglés) lideró una coalición de más de 45 organizaciones con más de 20 ponentes, todos unidos en el propósito común de defender el matrimonio entre un hombre una mujer al tiempo que exige la Corte Suprema respeto a los millones y millones de estadounidenses que han votado para aprobar leyes que protegen el matrimonio en sus constituciones estatales.

"La Corte Suprema no tiene derecho a redefinir el matrimonio"

Brian Brown, presidente de la NOM señaló ayer: "Un grupo diverso de más de 10.000 personas marcharon hoy para mostrar que los que proteger el matrimonio están en el lado correcto de la historia. La Corte Suprema no tiene derecho de redefinir el matrimonio y hacer retroceder los esfuerzos de los estadounidenses para proteger el matrimonio como la unión entre un hombre y una mujer, el único acuerdo social que se da a los niños, la madre y el padre que se merecen".

"El matrimonio no es un derecho civil, es una institución"

Brown continuó: "El hecho de que nuestros seguidores se mantuvieran tranquilos, de rodillas en oración y cantando canciones y cantos, incluso recibiendo ataques verbales e intimidaciones" es un "testimonio de la manera respetuosa que tienen los activistas promatrimonio, incluso cuando son acosados".

"Estamos en el lado correcto de la historia"

Brian concluyó: "Olvidad el bombo de los medios y la confusión, nuestros números de hoy muestran que el pueblo estadounidense está fuertemente a favor del matrimonio. Este es el principio de la lucha para proteger el matrimonio. Nuestros oponentes lo saben, esta es la razón por la que esperan que la Corte Suprema trunque el debate, porque saben que perderán en última instancia si se permite proseguir el curso al proceso político y a la democracia. Aquellos que creen que el matrimonio es la unión exclusiva y especial de un hombre y una mujer están en el lado correcto de la historia".