Estudiantes intentan asaltar la emisora de COPE Mérida al grito de "¡Fascistas, hijos de p..!

Estudiantes intentan asaltar la emisora de COPE Mérida al grito de "¡Fascistas, hijos de p..!

«BLOGS HO: <a href="http://www.outono.net/elentir/2012/10/18/un-video-muestra-los-incidentes-previos-al-asalto-del-colegio-salesiano-de-merida/">Un vídeo muestra los incidentes previos al asalto del Colegio Salesiano de Mérida</a>, por Elentir»
<a href="http://www.hazteoir.org/noticia/48925-cuando-ideologia-pervierte-docencia-hasta-convertirla-en-manipulacion">«Cuando la ideología pervierte la docencia hasta convertirla en manipulación»</a>
«<a href="http://www.hazteoir.org/noticia/48919-huelga-politica-estudiantes-se-retrata">La huelga política de estudiantes se retrata</a>»
«<a href="http://www.hazteoir.org/noticia/48851-advce-alerta-ente-desproposito-huelgas-convocadas-sindicato-estudiantes">ADVCE alerta ente el "despropósito" de las huelgas del Sindicato de Estudiantes apoyadas por CEAPA</a>»

REDACCIÓN HO.-  Un grupo de jóvenes ha intentado entrar hace unos minutos en la emisora de la Cadena Cope en Mérida (Badajoz), donde han aporreado la puerta y han llamado insistentemente al timbre, al tiempo que proferían insultos como 'Hijos de puta' y "Fascistas, cabrones" y "se va a acabar la patronal".

El suceso comenzaba sobre las 12,25 horas de este jueves, cuando un grupo de jóvenes que formaba parte de una manifestación estudiantil que discurría por la calle Félix Valverde Lillo de Mérida, ha logrado acceder al portal en el que se encuentra la Cadena Cope y subir hasta la segunda planta, donde está la emisora.

Huellas vandálicas en la entradaUna vez allí, "nos ha aporreado la puerta y nos han insultado", ha explicado a Europa Press uno de los trabajadores de la Cadena Cope que estaba en ese momento en la emisora, Fabián Vázquez, quien ha lamentado que además han "escupido" en la puerta y han realizado pintadas en el portal.

El incidente se ha prolongado por espacio de unos minutos, hasta que agentes de la Policía Local y Nacional han llegado al portal, avisados por los trabajadores de la Cope, y han desalojado a los manifestantes.

Asalto a los salesianos

Los hechos se suceden a los padecidos ayer, 17 de octubre, por la acción violenta de un grupo de unos 100 jóvenes que asaltaron el recinto del Colegio Salesiano María Auxiliadora de Mérida, cuando se impartían con normalidad clases desde Infantil a Bachillerato.

Un grupo de unos 10 exaltados lograron acceder al interior del edificio del colegio, profiriendo gritos contra la institución, violentando al personal que encontraban a su paso e intentando impedir el normal desenvolvimiento de la actividad académica.

Estas acciones, deploradas desde HO y ChequeEscolar.org, han sido rechazadas también por otros colectivos, como ADVCE, que ha transmitido a nuestra redacción  su "más enérgica condena a los hechos". "Consideramos que es inadmisible volver a épocas pasadas en las que se hacía uso impune de la violencia para dictar a otros cómo deben conducirse por la vida. Queremos señalar la cobardía de este grupo de estudiantes amparados por el “montón”, por su minoría de edad y por los movimientos de izquierdas que alientan este tipo de sucesos, como es el Sindicato de Estudiantes, cuya consigna es la lucha", señala ADVCE, que . concluye solicitando "aún sin mucho optimismo, que la Justicia Española tome cartas en el asunto y proceda a investigar los hechos, llevando a cabo cuantas acciones sean necesarias para esclarecer los hechos y castigar a todos los promotores de este acto vandálico".

También desde CONCAPA se han condenado estos hechos, haciendo notar que si bien la Confederación "puede estar tanto o más en contra que ellos con los recortes en educación", ello no da pie justificación alguna para estos violentos actos.

En una nota remitida a HO, CONCAPA "censura la actuación de acoso y violencia ejercida, considerándolo un atentado contra la paz escolar y contra la educación exigible a cualquier persona en un país democrático".

 "Estas actuaciones son una continuación de otros muchos actos violentos que se han venido produciendo impunemente en las universidades y otros centros educativos, y constituyen una prueba más de que este país está a la cola de Europa no sólo en educación sino en cuanto al respeto a la pluralidad y a la convivencia, por lo que resulta urgente acometer una reforma profunda del sistema educativo".

Por ello, CONCAPA exige al Gobierno "que se aplique la ley con todo su rigor sobre los autores e inductores de estos hechosy, en el caso de que sean menores, respondan civilmente sus padres de todos los daños causados, para detener lo que puede ser una estrategia política desestabilizadora de la convivencia, muy perjudicial para la paz y el respeto que precisa la formación escolar".

Y es que, como señala la Confederación de padres,esta actuación "evidencia que el fracaso educativo no sólo se da en la escuela sino en el seno de muchas familias, por lo que resulta necesario contar con la ayuda del Gobierno para formar a los padres y promover su implicación en la labor educativa de sus hijos, junto con la escuela, a través de sus legítimos representantes". 

Finalmente, CONCAPA lamenta "las falsas informaciones que se están dando en relación con que se trate de una huelga educativa. En realidad se trata de una huelga política que no presenta ninguna medida objetiva ni alternativa para combatir el fracaso y abandono escolar".

El Gobierno transmite su preocupación

La secretaria de Estado de Educación, Montserrat Gomendio, afirmó este jueves estar “sorprendida y muy preocupada” ante esta irrupción  violenta en el colegio María Auxiliadora de Mérida, durante el segundo día de la huelga de estudiantes.

En una entrevista a la Cope, Gomendio calificó este incidente de "intento de rememorar la Guerra Civil", y enfatizó que “está fuera de lugar”. "“Pretender volver a etapas pasadas y superadas para conseguir un protagonismo de una supuesta lucha antifascista y antifranquista está fuera de la realidad”", agregó.

Según el director del centro, Marcos Romero, los adolescentes accedieron al recinto por una puerta abierta, “la del comedor, con lo que no se produjo violencia al entrar”. “Fuera sí se quedaron más chicos que gritaban e insultaban, con amenazas tales como “"dónde están los curas, que los vamos a quemar"”.

Además, prosiguió, que en el forcejeo por mantener abierta una ventana“ a una profesora le pillaron tres dedos causándole “heridas leves”. Uno de los chicos que sí entró al recinto le espetó a otra maestra que si lo tocaba, “lo grabaría con el móvil y se le caería el pelo” puesto que era menor.

“En cuanto llegó la policía salieron tranquilamente”, concluyó Romero, quien indicó su deseo de que esto no vuelva a ocurrir.