Mejora educativa para "enraizar bien una sociedad civil, que en España apenas existe"

Mejora educativa para "enraizar bien una sociedad civil, que en España apenas existe"

Agustín del Agua (CEE): solucionar el el grave tema de la educación pasa por aprobar una Ley que no cambie según el gobierno, que respete la libertad de los padres sin "ideologizar" como con EpC, y que premie el esfuerzo, la dedicación y la inteligencia.

REDACCIÓN HO / EP.-  El secretario técnico de la Subcomisión Episcopal de Universidades de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Agustín del Agua Pérez, ha señalado que el "descuido excesivo" de la Formación Profesional (FP) en España ha provocado que la Universidad se convierta en una "fábrica de parados".

"Hay escuelas profesionales -también católicas- pero me temo que han sido muy dejadas, porque aquí en España todos queríamos ser universitarios y eso ha supuesto que el nivel de la universidad haya bajado mucho. Hemos dado oportunidad a todo el que quiera ir a la universidad pero a costa de que todo haya bajado de nivel", ha destacado.

En una entrevista concedida a Europa Press, Del Agua ha señalado que el tema de la educación es uno de los "más graves" en España no solo por los recortes que se vayan a aplicar ahora sino por "el altísimo nivel de fracaso escolar y de abandono de la universidad".

Así, ha señalado que la única forma de conseguir una educación de calidad en España pasa por aprobar una Ley de Educación que no cambie según el gobierno que suba al poder, que respete la libertad de los padres de elegir la educación que quieren para sus hijos y que premie el esfuerzo, la dedicación y la inteligencia.

 Además, Del Agua ha señalado que el tema de la educación "se ha politizado", por ejemplo, con asignaturas como Educación para la Ciudadanía que, a su juicio, era más bien "ideología para la ciudadanía". "Ese tipo de asignaturas son importantes pero bien hechas, no ideologizadas", ha añadido.

En estos momentos, según ha indicado, el Gobierno, en materia educativa, "ha prometido" y ahora "lo que hace falta es que las promesas se hagan realidad". Así, además de premiar el esfuerzo, Del Agua considera necesario centrarse en la dimensión integral de toda la formación, es decir, que no sólo se den conocimientos objetivos sino que también se eduque a la persona en valores.

De esta forma, a su juicio, se conseguirá "enraizar bien una sociedad civil que en España apenas existe" , una ausencia que, según ha indicado, es peligrosa porque permite al político hacer lo que quiera.

Estos temas serán abordados por los propios profesores desde este miércoles hasta el próximo viernes en Madrid en el VI Encuentro de profesores universitarios, investigadores y profesionales católicos que busca "profundizar en la presencia cristiana" y "perder la vergüenza, y el pudor a ser cristianos en público".

Además, el secretario técnico de la Subcomisión ha destacado que uno de los asuntos que se tratarán en el encuentro será la forma en que la crisis afecta a la Educación y ha aclarado que la principal crisis que se vive en España es la de una ausencia de valores fundamentales y religiosos.

Dios, tambien en la vida pública

Para Del Agua, debe hablarse de Dios y plantearse la pregunta sobre el sentido de la existencia en todas las universidades, ya sean públicas o privadas, católicas o no católicas. "No se trata de hablar solo en la clase de filosofía, sino de abordarse, aunque sea de paso, de manera implícita, en todas las asignaturas", ha apuntado.

Concretamente, ha destacado que entre las universidades católicas, se pueden distinguir las pontificias -Comillas-, las católicas de nombre -las de Ávila, Murcia y Valencia, que se ajustan a la legislación de la Iglesia Católica- y las de inspiración cristiana -que se crean por la Ley de universidades privadas y tienen al frente a algún grupo cristiano, ya sea laico o religioso, como las del CEU-.

En esta línea, ha señalado que las facultades que menos alumnos tienen son las de Teología debido, en buena parte, a su juicio, "al descenso de vocaciones tan acentuado" porque, según ha añadido, laicos que estudien Teología son todavía pocos en España.

Además, ha lamentado que en algunas universidades católicas se hayan eliminado las clases de Teología de las carreras que no tienen que ver específicamente con la materia. "En los estudios universitarios, hemos reducido la universidad prácticamente a academia en cuanto a que hoy prevalece el saber fragmentario, sabes de lo que estudias y del resto nada", ha remarcado.

Finalmente, Del Agua ha subrayado que cultura y educación van unidas y, en este sentido, ha destacado la importancia de la 'cultura vivida' que consiste en los modos, valores y símbolos que configuran la manera de enfocar la existencia sin reducirla únicamente al acervo de saberes que la persona acumula a lo largo de su vida.