El Ib-Salut retira los centros abortistas privados de su página web

El Ib-Salut retira los centros abortistas privados de su página web

DAV celebra la decisión, pero es insuficiente mientras no se acompañe de la inserción de los apoyos existentes a la mujer embarazada, que se ofrecen desinteresadamente como alternativas al aborto.

REDACCIÓN HO.-  DesdeDerecho a Vivir felicitamos al Ib-Salut, organismo dependiente de la Consejería balear de Salud,Familia y Bienestar Social, por retirar de su página web las tres establecimientos privados abortistas concertados con el Servicio Balear de Salud para realizar  abortos, y que, hasta hace unos días, figuraban en el apartado de IVE, mediante un recuadro en el que se indicaban la dirección y el teléfono de las tres clínicas privadas que practicaban abortos. Una felicitación que han expresado expresado también otras felicitaciones de colectivos en defensa del primer derecho humano, y de la familia como el Instituto de Política Familiar de Baleares (IPFB) y Baleares Vida. Aplaudiendo este hecho, sin embargo sigue siendo insuficiente: es urgente que las entidades volcadas de forma desinteresada a asistir a la mujer embarazada en situación de necesidad puedan visualizarse; en aras al cumplimiento estricto de la ley es necesario informar de las alternativas al aborto, y garantizar el consentimiento informado.

Desde Baleares Vida se apoya esto mismo: "asistimos atónitos a una improvisación y falta de proyecto concreto por parte del Ib-Salut, que nos obliga a requerir de sus responsables una acción clara y coordinada con todas las entidades civiles involucradas en la protección y defensa de la Mujer, la Vida y la Maternidad", señalan en un conunicado remitido a HO.

"Como entidad provida nos alegramos de que los abortorios privados, auténticos negocios de la muerte, hayan desaparecido de la web institucional, pero es urgente que las entidades dedicadas sobre el terreno y de forma gratuita a salvar vidas puedan ser visualizadas por los ciudadanos y ciudadanas que las necesitan", añaden.

También, el IPFB, tras denunciar que el Gobierno de Rodríguez Zapatero gastó en este concepto más de un millón de euros, reitera que la información que aparecía en la web del Ib-Salut “vulneraba los decretos que desarrollan la actual ley del aborto, en el sentido de que la información clara y objetiva es determinante para la decisión libre la mujer para seguir con el embarazo o interrumpirlo”, mientras que, en este caso, “sólo se ofrecía información de centros para abortar pero ninguna sobre las asociaciones que ayudan a la mujer a seguir con su embarazo como pueden ser Baleares Vida o Red Madre”.

El IPFB recuerda que el Real Decreto 825/2010, que desarrolla la ley del aborto, establece, en su exposición de motivos que, en relación a la información previa al consentimiento de la mujer gestante y con el fin de reforzar la seguridad jurídica en la regulación de la interrupción voluntaria del embarazo a petición de la mujer, es fundamental “un proceso de información previo, claro y objetivo, en el sentido de que la información es la circunstancia determinante de la decisión de la mujer embarazada de seguir adelante con la gestación o de proceder a su interrupción”.

Así, en el artículo 5, apartado 3, se especifica que el sobre que se facilita a toda mujer que quiere abortar debe contener “tanto la información proporcionada por la Administración del Estado como la correspondiente ala Comunidad Autónoma, ambas editadas por el órgano competente de ésta última”.

Incumplimiento grave

Así las cosas, el Instituto afirma que ha tenido acceso al contenido del sobre y se ha encontrado con “un incumplimiento grave de dicho decreto en el sentido de que en su contenido existe la información relativa al Estado pero no existe la correspondiente a nuestra Comunidad Autónoma, limitándose a relacionar unas direcciones administrativas, además de no incluir aquellas asociaciones que están actuando en Baleares en ayuda de la mujer”.

En consecuencia, y “ante la inseguridad jurídica de la mujer y el incumplimiento grave de la ley, el Instituto de Política Familiar de Baleares pide a la Conselleria de Salut que facilite por escrito en el sobre toda la información a la mujer gestante, ya que según el Real Decreto esta información es circunstancia determinante en la decisión de la mujer”.