El aborto termina con uno de cada cinco embarazos en España

El aborto termina con uno de cada cinco embarazos en España

<a href="http://www.hazteoir.org/alerta/41486-pide-pp-que-incorpore-su-programa-derogacion-aborto">«Pide al PP que incorpore a su programa la derogación del aborto»</a>
«<a href="http://www.hazteoir.org/alerta/41231-pide-generalidad-catalana-que-recorte-en-abortos-y-no-en-operaciones-que-salvan-vidas">Pide a la Generalidad catalana que recorte en abortos y no en operaciones</a>»
«<a href="http://www.hazteoir.org/noticia/41556-blanco-cambiar-actual-ley-aborto-como-pretende-pp-es-claro-retroceso">Blanco y las falsas cuentas: "Cambiar la actual ley del aborto, como pretende el PP, es un claro retroceso"</a>»

REDACCIÓN HO.-  Aumenta el número de embarazos que termina en abortos, pasando del 18,38% en 2009 al 18,82% en 2010. Así, en el 2009 de los 606.479 embarazos que se produjeron, 111.482 terminaron en aborto lo que representó el 18,38%. Sin embargo, en 2010 se habrán producido 596.297 embarazos de los que 112.242 habrían terminado en aborto, esto es, el 18,82% de los embarazos. Desde el IPF se inta a la derogación de la ley del aborto "que convierte el drama del aborto en un derecho, que ha provocado el incremento de los embarazos que terminan en aborto y la explosión de la difusión de la píldora abortiva del día después".

"Los abortos producidos en 2010 en las comunidades de Andalucía, Valencia, y Madrid confirman que el número de abortos ha experimentado un aumento con respecto a 2009", señala Eduardo Hertfelder, presidente del Instituto de Política Familiar (IPF).

 "En efecto, en 2009 se produjeron 53.659 abortos en estas 3 comunidades -que representaron el casi el 50% de los abortos totales-, y sin embargo, en 2010 han sido 54.025 abortos, es decir, 366 abortos más", prosigue Hertfelder. "De mantenerse esta tendencia en el resto de las comunidades, se habrán producido más de 112.000 abortos en 2010 (112.242 abortos) con un incremento de casi el 1% con respecto al año pasado", añade.

Y continúa Hertfelder: "Pero si esto es grave, lo es aún más que el número de embarazos que termina en aborto sigue aumentando en España, de manera que en 2010, uno de cada cinco embarazos (el 19%) terminó en aborto, Así, en el 2009 de los 606.479 embarazos que se produjeron, 111.482 terminaron en aborto lo que representó el 18,38%. En el 2010, de confirmarse esta tendencia, se habrán producido 596.297 embarazos de los que 112.242 habrían terminado en aborto, esto es, el 18,82% de los embarazos".

Por ello, el presidente de IPF señala que "al margen de la posición subjetiva que se tenga sobre el aborto, el hecho objetivo es que destruye capital humano en una proporción creciente en el caso de España -ha representado un crecimiento espectacular del en los últimos 20 años (1990-2010)-, se ha convertido en la principal causa de mortalidad y es una de las causas claras del descenso en la natalidad española".

 "Pero, sobre todo, estas cifras hablan de miles de tragedias personales, familiares y sociales ante las que no es legítimo seguir pasivos. Se trata de un reto prioritario tanto para la sociedad en general como para las administraciones. Cada madre que se ve abocada al aborto es un fracaso no sólo de la administración que no ha sabido o querido ayudarla, sino también de una sociedad que, siguiendo la política del avestruz, se ha inhibido ante este verdadero drama del siglo XXI", afirma Hertfelder.

Como señala el experto, "el fracaso de la nueva ley del aborto es evidente ya que ha aumentado el porcentaje de embarazos que termina en aborto, además de aumentar el número de abortos, y provocar la explosión de la píldora abortiva del día después. Además, ¿Cómo es posible que un fracaso como es el aborto se convierta en derecho? Desarrollar leyes que aumentan aún más estos índices dramáticos constituye una verdadera violencia contra la mujer. Seguir insistiendo en ocultar la realidad, en fomentar políticas anticonceptivas fracasadas o en aprobar leyes regresivas no es, por tanto, la solución".

Es por todo esto por lo que desde el IPF se pide "la derogación inmediata de la actual ley del aborto, la eliminación del tercer supuesto de la ley anterior –el supuesto de riesgo psicológico se ha convertido en un auténtico coladero, ya que supone el 98% de todos los abortos-. Es necesario realizar, además, una verdadera política preventiva que ayude a las madres embarazadas a que puedan tener a sus hijos, eliminar los obstáculos que lo impidan. Es necesario, en definitiva, realizar una apuesta decidida por la vida".

Algunos datos analizados por el IPF son:

1) En 2010 se produjeron en las Comunidades de Andalucía, Madrid y Valencia 54.25 abortos, esto es, 366 abortos mas (un 0,7% de incremento) que en 2009, cuando se produjeron 53.659 abortos.
En 2010 se produjeron un total de 54.25 abortos en las comunidades de Andalucía (20.939 abortos), Madrid (20.450 abortos) y de Valencia (10.626), frente a los 53.659 abortos del 2009 de las mismas comunidades de Andalucía (20.543 abortos), Madrid (20.191 abortos) y de Valencia (10.916). Esto representa un incremento en el conjunto de estas tres comunidades del 0,7% con respecto al 2009.

Número de abortos
         2010  2009    Diferencia      Diferencia (en%)
Valencia        10.626  10.916        -290      -2,66
Madrid           20.450  20.191         259      1,28
Andalucía      20.939 20.543          396      1,93

Total Comunidades
Valencia, Madrid
y Andalucía          54.025  53.659         366      0,68


2)      De continuar esta tendencia en el resto de la comunidades, se habrán producido en 2010 más de 112.000 abortos (112.242) frente a los 11.482 abortos del 2009

Los abortos de estas 3 comunidades suponen casi el 50% de los abortos totales de España (53.659 sobre 111.482 en 2009), por lo que de continuar esta tendencia en el resto de las comunidades autónomas se producirá en España 112.242 abortos, es decir, 760 abortos más.

Número de abortos
              2010     2009    Diferencia      Diferencia (en%)
 Total Comunidades
 Valencia,
Madrid y Andalucía          54.025      53.659  366     0,68
España               112.242    111.482 760

3)      Ha descendido el número de embarazos. 

Mientras que en 2009 se produjeron 606.479 embarazos (494.997 embarazos que concluyeron en nacimientos y 111.482 embarazos que terminaron en aborto), sin embargo en 2010 se produjeron 596.297 embarazos (484.055 embarazos que concluyeron en nacimientos y 112.242 embarazos que terminaron en aborto).

4)      Sigue aumentando el número de embarazos que terminan en aborto…
En 2009, los 111.482 sobre el total de 606.479 embarazos representaron el 18,38%, sin embargo los 112.242 abortos del 2010 frente a los 596.297 habrán representado el 18,82% de los embarazos.

5)      …que mantiene una tendencia imparable
En apenas 21 años (1989-2010) el número de abortos ha pasado de representar el 6,95% de los embarazos en 1989 a más del 18,82% en el 2010, lo que representa un incremento del 170%.

Las propuestas del IPF

  • Creación de Centros de Atención a la mujer embarazada que ayuden a todas las madres, solteras o casadas, a tener sus hijos, incluyendo una particular sensibilidad hacia las mujeres menores e inmigrantes.
  • Destino de una línea presupuestaria específica a las ONG que se dediquen a la ayuda a la mujer embarazada para que puedan desempeñar más eficazmente sus funciones y atender a un mayo número de mujeres embarazadas.
  • Inclusión expresa en todos los documentos e informes públicos del aborto como violencia contra la mujer.
  • Derogación de la ley actual ley del aborto libre por su carácter absolutamente regresivo al introducir el aborto libre hasta las 14 semanas, tratarlo como un derecho de la mujer, y permitir el aborto de chicas de 16 años sin consentimiento ni conocimiento de sus padres.
  • Eliminación de riesgo psicológico como supuesto de aborto ya que se ha convertido en el auténtico coladero, con el 98% de ellos.
  • Regulación del consentimiento informado específico en materia de aborto que incluya la información a la embarazada sobre las secuelas que un aborto puede dejar para la salud física y psicológica de la mujer.
  • Sustitución la autorización del aborto por médicos del establecimiento abortista por la obligación de que sea firmado por 2 médicos de la Seguridad Social (respetando la objeción de conciencia) tras el apoyo psicológico a la mujer embarazada en un centro especializado.