3J: Ávila, velada por la Vida en el Grande

3J: Ávila, velada por la Vida en el Grande

«<a href="http://veladasporlavida.derechoavivir.org/">Sitio web oficial de las Veladas por la Vida</a>»
<a href="http://www.flickr.com/photos/hazteoir/sets/72157626979197289/show/">«Álbum de fotos de las Veladas 3J»</a>

ÁVILA, 3 DE JULIO DE 2011.- Este sábado, 2 de julio, se ha celebrado en la plaza de Sta. Teresa (El Grande) la II Velada por la vida, organizada por Ávila por el Derecho a Vivir con motivo del primer aniversario de la entrada en vigor de la Ley del aborto y coincidiendo con la tramitación del proyecto de ley de muerte indigna que se está llevando a cabo en las Cortes. Cerca de doscientas personas se congregaron desde las diez de la anoche para ir encendiendo velas que dibujaban la silueta de un enorme bebé, junto al que podía leerse el lema "Indignados por los ataques a la vida".

Tras guardarse un minuto de silencio en recuerdo de los cerca de dos millones de niños víctimas del aborto desde 1985, un voluntario de Derecho a Vivir leyó el Manifiesto en el que, al igual que en las otras 105 ciudades de España e Iberoamérica que este fin de semana han acogido Veladas por la Vida, se reclamó la derogación de la ley del aborto, la ayuda a las mujeres con dificultades en el embarazo y la elaboración de un plan nacional eficaz que permita a las mujeres que no quieran tener a sus hijos darlos en adopción. Asimismo, se exigió un Plan Nacional de Cuidados Paliativos y se expresó el rechazo a las prácticas eutanásicas.

Los asistentes se acercaron a la mesa informativa instalada por Ávila por el Derecho a Vivir y Red Madre Ávila, para mostrar su apoyo a la iniciativa e informarse de las actividades de ambas entidades.

En la velada destacó la presencia de numerosos niños y jóvenes que colaboraron con alegría en el encendido de las velas.

Durante el acto se proyectó un documental que se informaba del dolor de los fetos durante el aborto y de la huella psíquica que el aborto deja en la mujer, pues esta nueva ley permite que se le esconda información sobre lo que de verdad supone el aborto y sobre las nefastas consecuencias que puede tener el acabar con la vida del hijo que lleva dentro.

“El sistema de plazos”, denunció el Manifiesto, “introduce un nuevo coladero que está permitiendo que los centros abortistas incumplan la ley, cambiando los datos relativos a la edad del feto al que se pretende eliminar”.

 

Crónica de Cecilia Real Rodríguez

DAV Ávila