Anarquistas y okupas “capitalizan” desde el 22M a los ‘indignados’

Anarquistas y okupas “capitalizan” desde el 22M a los ‘indignados’

<a href="http://www.hazteoir.org/noticia/39426-entre-indignados-barcelona-hay-matones">«Entre los 'indignados' de Barcelona hay matones»</a>
«<a href="http://www.hazteoir.org/noticia/39422-primeros-detenidos-arremetidas-indignados-en-barcelona">Primeros detenidos tras las arremetidas de 'indignados' en Barcelona</a>»
«<a href="http://www.hazteoir.org/noticia/39393-diputados-catalanes-escapan-indignados-en-helicoptero">Los diputados catalanes escapan de los 'indignados' en helicóptero</a>»
«<a href="http://www.hazteoir.org/noticia/39349-policia-investigara-hostigamiento-orgullosos-gays-gallardon">La Policía investigará el hostigamiento de los orgullosos gays a Gallardón</a>»

EL CONFIDENCIAL DIGITAL.- El movimiento 15-M, que está organizando una masiva marcha que terminará  mañana, 17 de julio, con una concentración en Madrid, está ‘capitalizado’ por grupos antisistema de corte anarquista y okupa. Así figura en uno de los informes que, de forma periódica, elaboran las Fuerzas de Seguridad.

Estos informes, que recogen la evolución del ‘fenómeno indignados’ desde que tomó la Puerta del Sol de Madrid, destacan que, después de las elecciones del pasado día 22, el movimiento ha experimentado un “salto significativo”.

Si en un principio hubo una ‘miscelánea’, aunque articulada en diferentes grados a través de grupos antisistema, desde la consulta electoral quienes lo capitalizan son colectivos anarquistas y okupa, según ha sabido El Confidencial Digital de fuentes de la investigación.

El abandono de “Democracia Real Ya”

Uno de esos ‘saltos significativos’ se produjo a raíz del abandono de la plataforma ‘Democracia Real Ya’.

Desde ese momento, el centro de operaciones de la acampada de la Puerta del Sol de Madrid se instaló en el Patio Maravillas, centro social okupa, desde donde sus cabecillas imparten instrucciones, algunas de ellas “ingenuas”, como no exhibir siglas ni tampoco camisetas o carteles con leyendas que puedan vincular a los ‘indignados’ con corrientes de ultraizquierda, una argucia, que los investigadores tachan de “infantil y estéril”.

“No sabemos a quién pretenden engañar; a nosotros no, por supuesto. Los conocemos”, afirman las fuentes policiales.

Sobre la presencia de Anonymous, los investigadores no tienen duda alguna, porque en la práctica totalidad de las acampadas han detectado a miembros de esta red y, además, con “un protagonismo activo”.

La semana pasada, con las tres detenciones en Almería, Alicante y Barcelona, la Policía dio por desarticulada la ‘cúpula funcional’ de este colectivo, que dice luchar por la transparencia, la libertad de expresión y los derechos humanos, aunque ha perpetradoataques informáticos a bancos, empresas y gobiernos.

El 18 de mayo atacaron las webs de la Junta Electoral Central, de los Mossos d´Esquadra, de la UGT, y para el día 21, un día antes de las elecciones, tenían previsto actos similares contra las páginas del PP y PSOE. Veinticuatro horas después de la operación policial, Anonymous atacó la web de la Dirección General de la Policía.

Episodios de violencia

Los informes conocidos por El Confidencial Digital recogen episodios de violencia perpetrados por el movimiento 15-M, como los cometidos contra un canal de televisión en Murcia, varios centros comerciales de capital francés, y el registrado durante un acto en Getafe en el que participaba el presidente del Banco Santander.

Estos informes han sido elaborados antes de que el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, fuera increpado e insultado por un grupo de ‘indignados’ cuando salía a pasear con su esposa por la noche; y de que el presidente de la Generalidad, Artur Mas, se viera obligado ayer a llegar en helicóptero al Parlament, ante el asedio de un elevado número de ‘indignados’.

En opinión de las fuentes policiales consultadas, los mandos del ministerio del Interior “han dejado crecer este fenómeno, cuando lo que tenían que haber hecho, desde un principio, es haber cumplido la ley. Y Rubalcaba no la cumplió cuando la Junta Electoral Central dictaminó que había que disolver a los acampados en Sol. Si en ese momento no era conveniente, en los días siguientes debía de haber tomado medidas. Por permitir lo que era ilegal, ahora Rubalcaba tiene un problema más”, afirman.