Madrid Educa en Libertad reclama medidas educativas ante las elecciones del 22-M

Madrid Educa en Libertad reclama medidas educativas ante las elecciones del 22-M

Exige a los partidos garantías para los objetores a EpC, vigilancia del adoctrinamiento escolar y consentimiento informado para las clases de educación afectivo-sexual.

REDACCIÓN HO.- La plataforma Madrid Educa en Libertad ha hecho públicas este lunes las propuestas educativas que presenta a los partidos políticos concurrentes a las elecciones autonómicas y municipales que se celebrarán el domingo 22 de mayo.

Entre otras medidas, esta entidad dedicada a la defensa de los derechos y libertades de los padres, propone a los candidatos madrileños lo siguiente:

1. Respeto a los objetores a Educación para la Ciudadanía y la debida atención a los alumnos objetores en el recinto escolar.

2. Posibilidad de lograr la exención temporal de cursar EpC a los alumnos objetores mientras su caso se encuentre en proceso judicial en España o en Estrasburgo.

3. Obligación del centro escolar de proporcionar a los padres el reglamento de régimen interno y los criterios de evaluación, así como la programación de todas las asignaturas.

4. Vigilancia estricta, por parte de la Administración educativa, de los contenidos que se imparten en las aulas y de los materiales utilizados y recomendados para garantizar la neutralidad del Estado en cuestiones que afecten a las convicciones morales y religiosas de los alumnos y sus familias.

5. Establecimiento del escrito de consentimiento que obliga a los centros escolares a informar a los padres acerca de charlas, talleres y actividades de formación afectivo-sexual y de género y permite a los padres ejercer sus derechos constitucionales y decidir si quieren o no que sus hijos acudan a determinadas actividades.

María Menéndez, portavoz de Madrid Educa en Libertad, explica las razones por las que se ha decidido llevar a cabo esta iniciativa:

“Estas propuestas las estamos remitiendo a los candidatos autonómicos y municipales. La Comunidad de Madrid tiene competencias en materia de educación y hasta el momento no se ha preocupado de los derechos constitucionales de los padres. No hay que olvidar que muchos centros escolares son de titularidad municipal; además, muchos ayuntamientos introducen los talleres y las claves de educación afectivo-sexual en las aulas con el pretexto de educar para la salud”.