La UE expresa su preocupación “por la violencia religiosa” contra los cristianos

La UE expresa su preocupación “por la violencia religiosa” contra los cristianos

«<a href="../../../../../../../../alerta/34807-libertad-religiosa-en-mundo">Movilízate por la libertad religiosa </a>»
«<a href="../../../../../../../../firma/34272-escribe-presidente-pakistan-salva-asia-bibi">Escribe al presidente de Pakistán: Salva a Asia Bibi</a>»

REDACCIÓN HO/EUROPA PRESS.- José Manuel Durao Barroso, presidente de la Comisión Europea, ha declarado este miércoles que está "profundamente preocupado por la violencia religiosa reciente que han sufrido las comunidades y creyentes cristianos".

Barroso ha condenado el reciente ataque en Alejandría contra cristianos que acudieron a misa la noche del 31 de diciembre, afirmando que "esta situación puede escalar si no se previene con antelación y de forma decidida":

"Los ataques mortales en la víspera de Año Nuevo contra cristianos en Alejandría fueron un duro recuerdo sobre la seriedad de esta situación que puede escalar si no se previene con antelación y de forma decidida.

Creemos que cualquier forma de intolerancia religiosa en contra de un individuo, grupo religioso o comunidad en cualquier parte y en cualquier momento debe ser firmemente condenado y se debe actuar en consecuencia.

Condenamos todo tipo de ataques contra la libertad de religión. La Unión Europea está firmemente comprometida con la libertad de religión y de expresión, así como con los Derechos Fundamentales.

La Comisión promueve el diálogo entre todas las religiones y confesiones a través de reuniones frecuentes con todas las comunidades y decimos alto y claro que la tolerancia es el principal principio que hay que respetar en esta cuestión".

Elogios al asesino del gobernador de Punyab

Más de medio millar de líderes religiosos, estudiosos del islam paquistaníes pertenecientes al grupo Jamaat-e-Ahl-e-Sunnat, han amenazado de muerte este miércoles a cualquiera que exprese su pena por el asesinato del gobernador de la provincia de Punyab, Salman Taseer.

El político, que se opuso a la ley contra la blasfemia, por la que Asia Bibi sigue en el corredor de la muerte, fue asesinado a tiros a plena luz del día por uno de sus escoltas en una zona comercial de Islamabad, por su apoyo a la derogación de la ley contra la blasfemia.

Una gran parte de la población de Pakistán, donde el 95 por ciento son musulmanes, apoya dicha norma.

El coraje del asesino

Jamaat-e-Ahl-e-Sunnat , perteneciente a la corriente moderada suní Barelvi y critico con los talibanes, apoya la ley contra la blasfemia y “aconseja” a los musulmanes que “no ofrezcan sus plegarias al gobernador de Punyab ni intenten liderar los rezos":

"Además no debería haber ninguna expresión de dolor o de simpatía por la muerte del gobernador, ya que aquellos que apoyan la blasfemia contra el profeta cometen blasfemia al hacerlo".

Jamaat-e-Ahl-e-Sunnat  alaba “el coraje" y el fervor religioso del asesino de Taseer. Según los líderes religiosos, esta acción ha hecho que los musulmanes en el mundo se sientan orgullosos.

Este grupo ha advertido a los intelectuales pakistaníes, políticos, ministros y presentadores de televisión que se oponen a la ley que aprendan la lección de la muerte de Taseer.