El Colegio de Médicos de Cuenca crea un Registro de Objetores

El Colegio de Médicos de Cuenca crea un Registro de Objetores

Afirma que el objetivo es garantizar el ejercicio de este derecho ante "cualquier práctica sanitaria que afecte sensiblemente a sus convicciones", incluyendo la negativa a informar sobre ella.

REDACCIÓN  HO.-  El Colegio de Médicos de Cuenca ha decidido aprobar la creación de un Registro de Médicos Objetores de Conciencia con el objetivo de garantizar, según reza en la circular que el presidente ha enviado a todos los asociado, "el ejercicio de la objeción de conciencia a todos los profesionales médicos de la provincia, en razón de cualquier práctica sanitaria que afecte sensiblemente a sus convicciones o creencias independientemente del trabajo médico que realicen".

El detonante de la puesta en marcha de este registro es la entrada en vigor de la Ley del Aborto y en este punto especifican que el registro se abre para "todos los facultativos sea cual sea su especialidad y grado de intervención en el proceso administrativo de autorización de la IVE, incluso, permitiendo la inscripción a aquellos profesionales que no tengan en este momento relación alguna con la práctica abortiva y quieran preservar en un futuro su derecho". Pero, especifican, el registro no sólo está contemplado para el supuesto del aborto sino "para cualquier otra practica médica (eutanasia, trabajo con células madre, etc.)" que suponga un choque con sus convicciones y creencias.

Según precisan desde el Colegio, la Objeción de Conciencia "es un derecho fundamental e individual, pero no puede ser colectiva ni institucional, porque cercenaría el derecho del ciudadano a las prestaciones que contempla la Ley" por lo que "no incluye la objeción a tramitación de la solicitud de aborto, aunque sí incluiría la negativa a dar información especializada de este acto médico".

Desde el Colegio se añade que además del Registro está previsto poner "a disposición de los colegiados apoyo jurídico coordinado desde la Secretaría del Colegio".

Precisamente, en una entrevista que publican varios medios digitales citando a Europa Press, la presidenta de la Federación Española de Asociaciones Provida, Alicia Latorre,  ha criticado "la enorme presión" que desde las Administraciones públicas se está ejerciendo sobre los profesionales sanitarios "para que cometan un acto que no es médico y que es contrario a su conciencia". Así, ha denunciado que enfermeras, facultativos y trabajadores sociales están viendo vulnerados sus derechos.

Latorre alerta en esta entrevista del aumento "significativo" del número de abortos tras un mes desde la entrada en vigor de la nueva Ley de Salud Sexual y Reproductiva y de la Interrupción Voluntaria del Embarazo, y ha señalado que son especialmente preocupantes los casos de chicas de 16 años que han podido abortar sin el consentimiento de sus padres.

La conquense, presidenta de Provida, insiste también en que la nueva normativa "no ofrece alternativas a la mujer embaraza" y ha criticado por "insuficientes e ineficaces" los 'sobres' que se facilitan a las mujeres con voluntad de abortar y que se deberían ser dosieres con información sobre las consecuencias del aborto y otras opciones para mover a la reflexión.