Estrasburgo condena a Austria por limitar la destrucción de embriones

Estrasburgo condena a Austria por limitar la destrucción de embriones

Las instituciones europeas, plegadas a los intereses de la industria de la fecundación artificial, especializada en la destrucción de fetos humanos.

REDACCIÓN HO.- Según el Tribunal Europeo de supuestos Derechos Humanos, el estado austríaco ha introducido en su legislación restricciones a la fecundación in vitro, una de las técnicas que destruyen más embriones humanos. Semejante “delito” ha sido merecedor de la condena de Estrasburgo porque, según esta institución, no permitir el libre exterminio de seres humanos constituye un atentado al derecho de los europeos a su vida familiar.

En Austria no está permitida la donación de óvulos o esperma para efectuar fecundaciones in vitro, una práctica que busca frenar la pujanza del actual mercado negro de óvulos y que limita los ingresos de las empresas dedicadas al negocio de la fecundación artificial a base de destruir embriones humanos.

Las dos familias austriacas que denunciaron a su país ante el Tribunal Europeo de supuestos Derechos Humanos recibirán cada una 10 mil euros de indemnización por daños morales, según la sentencia de Estrasburgo. El Gobierno austríaco tiene tres meses para apelar.