Exige que Castilla y León cumpla su ley de apoyo a la mujer embarazada

Exige que Castilla y León cumpla su ley de apoyo a la mujer embarazada

En vigor desde enero de 2009, la Ley de Apoyo a la Maternidad aprobada por el Parlamento regional e impulsada por el PP concedía a la Junta un año para elaborar y publicitar un plan integral del que aún no se sabe nada. Exige al Presidente Herrera que su Gobierno cumpla lo dispuesto en la Ley 14/2008, por la que se crea y regula una red de apoyo a la mujer embarazada.

Castilla y León fue la primera comunidad autónoma que aprobó una ILP RedMadre a favor de la maternidad. Como en su día informó Noticias HO, en diciembre de 2008 el Parlamento regional promulgó la Ley 14/2008 por la que se crea y regula una red de apoyo a la mujer embarazada (BOCYL de 26 de diciembre de 2008). Su artículo 10 obligaba a la Junta a elaborar un plan integral:

“En el plazo de un año a partir de la entrada en vigor de la presente Ley, se elaborará un Plan Integral de Apoyo a la Mujer embarazada en el que se contendrán los objetivos fundamentales y actuaciones previstas en apoyo de la mujer embarazada, así como las medidas de difusión necesarias para dar a conocer la existencia de la red de apoyo”.

Puesto que la Ley 14/2008, tal y como ordena su Disposición Final, entró en vigor el 26 de enero de 2009, en la misma fecha del presente 2010 finalizó el plazo que la Junta de Castilla y León tenía para cumplir con esa exigencia. Sin embargo, y a pesar de que, según lo publicado por algunos medios de comunicación, eran cinco las Consejerías encargadas de trabajar en el Plan Integral (Presidencia, Familia e Igualdad de Oportunidades, Economía y Empleo, Educación y Sanidad ), tres semanas después de que venciera el período en que debían haber cumplido esa tarea, constituye todo un misterio cuál será el contenido del Plan y qué presupuesto se destinará a su puesta en práctica.

HO se ha puesto en contacto con la Consejería de Familia de la Junta de Castilla y León, que según fuentes del propio ejecutivo regional capitanea la elaboración de este plan integral transversal. Se nos ha reconocido el retraso en su aprobación pese al precepto legal existente, indicando que actualmente lo que existe es un “borrador del plan” y que su aprobación es "inminente". No obstante, no se nos ha facilitado fecha alguna en la que esté previsto que se trate su aprobación por el Consejo de Gobierno regional, a pesar de que desde la Junta se insiste en que la mujer "es una prioridad” para el presidente Herrera.

Esa dejadez contrasta con la diligencia mostrada por el Gobierno regional en otras cuestiones. Así, la Consejería de Sanidad de Castilla y León ha contratado recientemente los servicios de Ginemédica para que perpetre abortos a las beneficiarias de la Seguridad Social en la provincia de Valladolid, durante los años 2010, 2011 y 2012. A ello ha destinado el Ejecutivo de Herrera 750.463 euros, según unaResolución publicada en el BOCYL del jueves 28 de enero de 2010.

Está por saber también por qué se subvenciona a centros abortistas privados en vez de derivar, en todo caso, a centros sanitarios públicos, incluso de otras comunidades, a tenor del fraude de ley detectado en muchos de estos negocios y siendo mayor el control existente en la red pública; o en su caso, conocer qué medidas adopta la Consejería de Sanidad tendentes a reforzar la inspección sobre el centro abortista Ginemédica que subvenciona.

Como refleja el documento de adjudicación de la Gerencia de Salud de las áreas de Valladolid, sólo en esa circunscripción ya están contratados los servicios de ese centro para que en él, entre los años 2010 y 2012, se puedan impedir impunemente 1179 nacimientos: 352 en 2010, 393 en 2011 (41 más, con un incremento del 11,6%) y 434 en 2012 (otros 41 más, lo que equivale a un aumento del 10,4% sobre el año 2011 y del 23,3% sobre el ejercicio actual).

Exige al Presidente de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, que, aunque con un injustificable retraso, la Junta, tan diligente para financiar abortos, cumpla con lo exigido en la Ley 14/2008 del Parlamento regional y, sin más dilación, elabore el Plan Integral de Apoyo a la Mujer embarazada.