La futura Constitución Europea empieza con una imperdonable amnesia histórica

La futura Constitución Europea empieza con una imperdonable amnesia histórica

Contacta con los miembros de la Convención Europea para solicitarles la modificación del articulado del borrador de la Constitución Europea, y pedirles la inclusión de una referencia a las raíces cristianas y la contemplación de un estatuto jurídico de las Iglesias o, en su caso, anímales a que se matriculen en clases de Historia, para que alcancen a pensar Europa más allá del último lustro.

La UE traiciona el legado de los padres europeos, la historia de nuestros antepasados y a la inmensa mayoría de los ciudadanos europeos.

En los últimos días la Convención Europea ha publicado oficialmente un primer Proyecto de la futura Constitución Europea. Tras una lectura de los mismos se ha constatado que su articulado no contempla referencia alguna a las raíces cristianas de Europa ni tampoco el estatuto jurídico de las Iglesias, a pesar de los esfuerzos realizados por multitud de agrupaciones, entre ellas la Convención de Cristianos por Europa, en que se pedía expresamente el no retirar dichas referencias a las raíces cristianas de Europa y la contemplación de un estatuto jurídico de las Iglesias.

Católicos, ortodoxos, protestantes y miembros de otras comunidades religiosas han pedido a la Convención Europea que se haga una mención a Dios y a los valores cristianos que han forjado Europa en el artículo 2 de lo que debería ser la futura Carta Magna de Europa, dedicado a los Valores de la Unión.

El borrador del documento presentado este jueves en Bruselas por Valéry Giscard d'Estaing, presidente de la Convención Europea, puede ser consultado en la http://european-convention.eu.int/bienvenue.asp?lang=ES

El documento fue presentado a los 105 miembros de la Convención Europea para ser discutido por la asamblea. El debate con enmiendas podría tener lugar a finales de febrero o el 17 y el 18 de marzo.

Contacta con los miembros de la Convención Europea para solicitarles la modificación de dicho articulado, la inclusión de las raíces cristianas y la contemplación de un estatuto jurídico de las Iglesias o en su caso, anímales a que se matriculen en clases de Historia, para que alcancen a pensar Europa más allá del último lustro.

Suscribiendo el siguiente formulario, tu carta llegará al Presidente de la Convención Europea, M. VALÉRY GISCARD D'ESTAING, a los Vice-Presidentes M. JEAN LUC DEHAENE y Sig. GIULIANO AMATO a través de la dirección mailto:convencioneuropea@hazteoir.org. Por supuesto, te damos también la posibilidad de modificar el texto o añadir lo que creas conveniente con el fin de dirigirte con tus palabras a nuestros representantes en Europa:

 

Nombre*
E-mail*
D.N.I.
Asunto*
Mensaje Ilmos Eurodiputados: me ha llegado desde Bruselas la noticia de que la Convención Europea ha publicado oficialmente un primer Proyecto de la futura Constitución Europea en el que no contempla referencia alguna a las raíces cristianas de Europa ni tampoco el estatuto jurídico de las Iglesias. La realidad cristiana es, además de raíz y base de la civilización europea, sin la que sus fundamentos carecen de explicación y de sentido, una realidad comunitaria, pública, viva y actuante, que debe ser asumida como tal por el futuro Tratado Constitucional Europeo y los marcos jurídicos que del mismo puedan derivarse. La neutralidad no consiste en negar la dimensión social de la conciencia cristiana de la mayoría del pueblo de Europa, sino en reconocerla al lado de otras concepciones globales religiosas y no religiosas con las que dialoga para conseguir el bien común europeo y la fraternidad universal. Son muchas las voces que se han alzado para solicitarles la revisión del articulado de la futura Constitución Europea, católicos, ortodoxos, protestantes y miembros de otras comunidades religiosas han pedido a la Convención Europea que se haga una mención a Dios y a los valores cristianos que han forjado Europa. Con esta carta me uno a ellas, con la esperanza de que sean escuchadas nuestras súplicas y acepten revisar dicho articulado para hacerlo verdaderamente, un reflejo de la realidad religiosa Europea para así ofrecer una respuesta a los anhelos y necesidades de las personas que viven y trabajan en ella. Atentamente, [sobrescriba aquí su Nombre y apellidos]

*Campos obligatorios