Sí a la educación diferenciada, sí a la libertad

Sí a la educación diferenciada, sí a la libertad

Ahora, a por la educación diferenciada. El próximo ataque a la libertad educativa está en la Ley de Igualdad de Trato. Ayúdanos a pararlo en las Cortes.

REDACCIÓN HO.- El proyecto de Ley de Igualdad de Trato y No Discriminación prevé retirar los conciertos a los colegios de educación diferenciada, es decir, aquellos donde estudian niños o niñas, separadamente.

La retirada de los conciertos a los colegios de educación separada es ilegal, según han advertido el Consejo de Estado, el Tribunal Supremo y hasta el Ministerio de Educación, que avisó a la ministra de Sanidad e Igualdad, señora Leire Pajín, de que su proyecto de penalizar a los colegios de educación diferenciada es jurídicamente inviable.

El artículo 16.2 del proyecto visado el pasado viernes 27 de mayo por el Consejo de Ministros establece que “los centros educativos que excluyan del ingreso en los mismos a grupos o personas individuales por razón de alguna de las causas establecidas en esta Ley, no podrán acogerse a cualquier forma de financiación pública”. 

Una de las “causas establecidas” en la Ley es la discriminación por razón de sexo.

El Consejo de Estado ya ha advertido este mismo lunes al Gobierno con que no puede retirar los conciertos educativos a los colegios de educación diferenciada sin reformar, previamente, la Ley Orgánica de Educación de 2006. 

Y no solo eso: el propio Ministerio de Educación presentó alegaciones al proyecto de la ministra de Sanidad e Igualdad, Leire Pajín. Educación recordó que hay una sentencia del Tribunal Supremo, según la cual “no se puede asociar la enseñanza separada con la discriminación por razón de sexo”. 

Nuevos recortes contra la libertad

Dicho de otro modo: la iniciativa legislativa de la señora Pajín es contraria a Derecho, no solo porque hay una Ley Orgánica de Educación (es decir, de rango superior) que impide retirar los conciertos educativos a los colegios de educación diferenciada, sino también porque la doctrina del Tribunal Supermo deja muy claro que los colegios de educación separada no atentan contra el principio de igualdad.

Podemos parar una ley inconstitucional y contraria a las leyes vigentes. 

Es posible tumbar en las Cortes el proyecto de la ministra Pajín y de sus jefes, señor Rodríguez Zapatero y señor Pérez Rubalcaba. 

La Ley de Igualdad de Trato y No Discriminación ataca muchos derechos fundamentales. Uno de los que resulta más lesionados es la libertad de los padres para elegir la educación de sus hijos; un derecho constitucional que el Gobierno del señor Rodríguez Zapatero y de su sucesor, señor Rubalcaba, intentan suprimir de manera ilegal con una ley que aplica fielmente los dictados de la ideología de género que inspira todas y cada una de las leyes de ingeniería social de los últimos siete años.

Ayúdanos a parar esta ley injusta que discrimina y persigue a quien no piensa como el Gobierno. El PSOE no tiene mayoría en el Congreso para sacarla adelante. Si te haces oír, junto a miles de ciudadanos, ante los Grupos Parlamentarios, podemos tumbar un proyecto legislativo que choca con la jurisprudencia del Tribunal Supremo y sobre cuya ilegalidad ya han advertido el Consejo de Estado e incluso el propio Ministerio de Educación.